Colón, Panamá

El Canal de Panamá, uno de los proyectos de construcción más reconocidos en el planeta, revolucionó el transporte marítimo desde su comienzo. Por primera vez, los océanos Atlántico y Pacífico estaban conectados en un punto que ofrecía enormes ahorros de tiempo, ya que los buques de carga evitarían las aguas turbulentas alrededor de Cabo de Hornos.

Con el paso del tiempo, ha sido necesario incrementar la capacidad de los dos juegos de exclusas existentes agregando un tercer juego de exclusas: más largas, más anchas y más profundas. La expansión del canal permitirá el paso de buques Post-Panamax, los buques de carga más grandes del mundo, cuyas dimensiones no le permiten pasar por el canal actual. El proyecto de expansión incluye la construcción de dos juegos de exclusas, uno en el Atlántico y otro en el Pacífico. Ambas exclusas constarán de tres niveles que incluyen las piletas laterales para reutilización de agua.

encofrado para los muros del túnelEn esta primera etapa de la construcción, el contratista ha planeado la construcción de las instalaciones de apoyo necesarias para la construcción del tercer juego de exclusas, el cual requiere la colocación de 142,000 metros cúbicos de concreto. Las instalaciones de apoyo incluyen plantas de producción de concreto, plantas de enfriamiento y secado, estaciones de generación de energía y naves para los equipos de movimiento de tierra. El sitio en donde se está utilizando el equipo EFCO, incluye la construcción de tres túneles donde se instalarán sistemas de bandas transportadoras para ayudar a movilizar los agregados del concreto.

En la búsqueda de una solución productiva para aligerar el trabajo en estas instalaciones de apoyo en el lado del Atlántico, EFCO entregó una solución que consistía en un carro rodante hecho con SUPER STUD® y PANELES MANUALES para encofrar los muros de los túneles. Cada túnel tenía una altura de 2.9 m y muros de 300 mm de espesor. La longitud total del túnel era 196.4 m.

El contratista decidió construir dos túneles al mismo tiempo, iniciando con los túneles de arena y agregados, para finalmente construir el túnel de material grueso. La solución suministrada por el equipo de ingeniería EFCO le permitió al contratista hacer un vaciado diario, sin necesidad de grúa. El carro en SUPER STUD permitía mover manualmente las cuatro caras del encofrado.

Ser parte de la expansión del Canal de Panamá no es un proyecto más, es hacer historia: es una oportunidad para participar en uno de los proyectos de infraestructura más grandes construidos por el hombre, que además representa un elemento extremadamente importante en el comercio marítimo.